Blog de Turismo Rural

Descubre tu experiencia ideal

3 técnicas sencillas de relajación para conectar con la naturaleza

Publicado en Mayo 13, 2015 por Sara Bottero

El verdadero cambio puede darse en el ser humano cuando se acepta, así, tal cual es, con errores reveladores y existencias móviles, ermitañas. Los métodos  de relajación, llámese como se llame la doctrina, creencia o religión que la proponga, siempre tendrán a la palabra catarsis como supuesto para aumentar la calidad de la meditación que relaja. 

El cóctel perfecto, para entrar en un estado mental de serenidad, está en asistir a un entorno libre de tóxicos y polución , para luego reservar ante las propias limitaciones, un real contacto con los detalles que merecen la pena contemplar.

Los sencillos tres pasos que siguen, buscan que encuentres un estado de relajación, sin la necesidad de mucha parafernalia: solo tú y la naturaleza. 

Fuente: Jayne Booton

1. Control de la respiración: 

Desconectar afuera para conectar adentro, así de fácil como suena,  es como funciona. La eternidad no espera vivirse en un ayer o un mañana; se vive ya, ahora: en el instante. Teniendo esto como premisa entonces se debe la persona concentrar íntimamente en un entorno que exude tranquilidad. Se inhala entonces por la nariz suavemente, sintiendo a todos los sentidos en cámara lenta. El proceso concluye, cuando al exhalar el aire por la boca, se distencionen a su vez los músculos del estómago. Se repite la técnica, por al menos 15 minutos.

2. Respiración diafragmática: 

Sirve para ésta práctica estar acostado o sentado, por supuesto, en un lugar de pacíficas insinuaciones. Se coloca una mano en el estómago y la otra en el pecho. Se relajan los músculos y comienza entonces el momento para inhalar muy despacio hasta que la exhalación se haga necesaria, y se sienta precisamente por la distención en el abdomen. Se repite todo el proceso anterior, hasta sentir una completa relajación.

3. Visualización:

Se necesita para esta práctica un lugar completamente pacífico (naturaleza, casa rural, habitación oscura). Si es posible, sería ideal colocar una música que evoque olas, mareas, cielos en paz. Cuando el estado pacífico sea invocado, entonces se procede a inhalar y a exhalar suavemente, hasta sentir los músculos blandos. Todo concluye cuando lleguen las visualizaciones de sentimientos nítidos y  de felicidad. 

 

Este entrada fue publicada en Inspiración y etiquetada en Turismo, Acantilados, casa rural con jacuzzi, Senderismo, Playas con bandera azul, Tradición, Viajes, Casas rurales románticas, Casas rurales familiares, Deportes en la naturaleza, Inspiración, Primavera